Confederación Argentina de Deportes

La Confederación Argentina de Deportes es la Entidad en la República Argentina que aglutina a todos los deportes en general, Olímpicos y No Olímpicos, incluye a todos los sectores que  lo practican en diversos ámbitos, tales como, el Universitario, Los Discapacitados, Los Trasplantados, El Laboral y Las Escuelas, federaliza sus decisiones con la convocatoria a las Confederaciones Provinciales.

 

Confederaciones / Federaciones / Asociaciones
Afiliados a la C.A.D

Historia de la C.A.D.

Antecedecentes de la creación de la Confederación Argentina de Deportes

La difusión y organización del deporte en nuestro país comenzó tempranamente y fue debido a la influencia de los inmigrantes, particularmente de origen británico.

Durante las invasiones inglesas de 1806 y 1807 jugaron partidos de Cricket, en el Parque del Retiro y Andrew C. Dick organizó una carrera con fines terapéuticos y deportivos.

Producida la Revolución de Mayo de 1810, la Primera Junta tomó numerosas e importantes medidas y una de ellas fue la de liberar el comercio que por la Ley del Monopolio se podía realizar solamente con la Corona de España. Ello produjo el ingreso en Buenos Aires de cada vez mayor cantidad de extranjeros que venían a comprar y vender productos y más tarde a producir los llamados frutos del país, derivados de la agricultura y la ganadería.

De esos extranjeros eran cada vez más numerosos los grupos de ciudadanos británicos que se radicaron en Buenos Aires y trajeron con ellos su idioma, su religión, sus hábitos y costumbres y se encerraron en su círculo. Naturalmente, entre esas costumbres figuró el lugar destacado la práctica de los deportes a los eran tan afectos y fundaron sus clubes.

El primero de ellos todavía subsiste y es el Buenos Aires Cricket Club que se constituyó el 8 de Diciembre de 1864. Naturalmente, todas esas instituciones de la colectividad británica tenían sus estatutos, reglamentos, libro de actas y el nombre en el más puro inglés.

A fines del siglo XIX ya había numerosos clubes los que a su vez crearon Federaciones y Ligas por su parte comenzaron a fundarse, cada vez en mayor cantidad, clubes netamente argentinos.

El más trascendente de esa época, para nuestro estudio, fue creado el 23 de Septiembre de 1899 con el nombre de Sociedad Hípica Argentina cambiado por el de Sociedad Sportiva Argentina en 1902 cuando asumió su presidencia el Barón Antonio de Marchi. Su sede ocupaba, por concesión, los terrenos donde actualmente está el Campo Hípico Militar, con las dos canchas de polo y la Dirección de Remonta del Ejército Argentino. En esos terrenos se construyeron instalaciones para la práctica de numerosos deportes, con la asistencia de miles de espectadores.

Se realizaron pruebas de equitación con la participación de competidores europeos, de fútbol con equipos sudamericanos y británicos, carreras de caballos, de bicicletas, de motocicletas, de automóviles y hasta prueba de aviación con la participación de pilotos famosos en el mundo como fueron Cattáneo (italiano) y Paillette (francés) y prueba de aerostación entre otros, con la participación de los hermanos Jorge y Eduardo Newbery en sus globos.

En 1908 en Londres, se realizarían los Juegos de la IVº Olimpíada, el Dr. Manuel Quintana recibió una carta del Conde Brunetta D'Usseausx, que era secretario del Comité Olímpico Internacional, en la que le comunicaba que la British Olympic Association y el COI,  deseaban que la Argentina participara en dichos Juegos. El Dr. Quintana se puso en comunicación con el Barón de Marchi, presidente de la Sociedad Sportiva Argentina y se constituyó el Comité que fue presidido por el Barón de Marchi, como Secretario Federico Quintana, figurando entre los numerosos Vocales el Ing. Jorge Newbery, el Comandante José F. Uriburu y el Dr. F. Chevallier Boutell. Entre otras medidas y con el consentimiento del Presidente de la Nación Dr. José Figueroa Alcorta se solicitó apoyo económico al Congreso, gestión que fracasó.

Por las mismas razones, es decir falta de apoyo económico, fracasaron también las gestiones iniciadas por la Sociedad Sportiva, para participar en los Juegos de la Vº Olimpíada Estocolmo 1912, pese a la buena voluntad del Presidente de la Nación Dr. Roque Sáenz Peña. 

Por la guerra mundial de 1914 a 1918 no se pudieron realizar los Juegos de la VIº Olimpíada de 1916.

Estos fueron los primitivos esfuerzos para organizar internamente los distintos deportes nucleados en una única entidad. 

Así llegamos a los Juegos de la VIIº Olimpíada de Amberes de 1920 y podemos decir que también se llega en esa época a la génesis de nuestra organización deportiva.

A principios de 1920 ante la iniciativa del Maestro de Esgrima don Eugenio Pini, comenzaron los trabajos para fundar un Comité Pro-Juegos Olímpicos de Amberes, cuyas autoridades fueron: Presidente: Dr. Marcelo T. de Alvear (en ese momento Ministro Argentino en la delegación en París, ya que no existía todavía la embajada), Vice-Presidente el Dr. César Viale y Secretarío el Maestro Eugenio Pini.

El 12 de Enero de 1920 el Comité se dirigió al Congreso de la Nación solicitando un subsidio para los gastos del viaje que calculaban que duraría cuatro meses. En el Senado se trató sobre tablas y luego pasó a Diputados, pero por no haber emitido despacho la Comisión a pesar de las gestiones personales que se hicieron no se volvió a tratar y por esa razón la Argentina tampoco pudo participar, al menos oficialmente en los Juegos de Amberes.

No obstante el Comité Pro-Juegos Olímpicos de Amberes, puede, en cierto modo, considerarse antecesor de la actual Comité Olímpico Argentino puesto que continuó su tarea en pro de la organización del deporte y participó en Santiago de Chile en lo que se llamó la IV Olimpíada Sudamericana de Atletismo, cuando en realidad era el IV Campeonato Sudamericano de Atletismo. Además, a poco de creado, desaparece de su nombre de Amberes, quedando como Comité Pro-Juegos Olímpicos.

Fundación

El 4 de Julio de 1921 por iniciativa del Círculo de la Prensa, se realizó en su sede una reunión presidida por su titular el Sr. Tito L. Arata, con el objetivo de fundar la Confederación Argentina de Deportes.

En esa oportunidad el Dr. César Viale expresó que estando constituido el Comité Olímpico Argentino le parecía que la nueva entidad no podía ser sino el mismo Comité con otro nombre o modificado, aprovechándose los trabajos ya realizados.

La segunda reunión se realizó el 12 de Julio de 1921 y la tercera el 19 de Septiembre del mismo año y en esta última se constituyó de hecho la Confederación Argentina de Deportes, habiéndose designado Presidente al Dr. Rafael Cullen.

En la segunda reunión a que se ha hecho referencia, el Dr. César Viale se abstuvo de votar como representante de la Federación Argentina de Box y como Vice-Presidente del Comité Olímpico Argentino, manifestando que debía mantenerse el statu quo y era conveniente esperar la llegada de los antecedentes solicitados al Dr. Marcelo T. de Alvear quien estaba realizando gestiones para lograr la admisión del Comité Olímpico Argentino, en el Comité Olímpico Internacional.

Entre tanto, se realizaban diversas y difíciles gestiones entre la Confederación Argentina de Deportes y el Comité Olímpico Argentino para unificar la dirección del deporte argentino.

El 31 de Enero de 1922, el Dr. Alvear desde París, le escribe al Dr. Viale, Vice-Presidente del Comité Olímpico Argentino, señalándole la necesidad urgente de la armonía y de la cooperación de todas las instituciones al objeto de una organización definitiva que haga progresar aún más si es posible, el sport en nuestro país.

Por la importancia que tiene y por la influencia que en la posterior organización de nuestro deporte ejercieron, se transcriben algunos párrafos de esa carta, que prueba la clara visión que del problema tenía, quien pocos meses después asumiría la Presidencia de la Nación: Para este fin serían necesaria la creación de un Comité Nacional de Deportes que sería el encargado de la dirección interior de todo lo relativo a esta rama. A su vez el Comité Olímpico Argentino tendría por función la representación ante el Comité Internacional Olimpyque, para la organización del concurso de nuestros atletas en las Olimpíadas Internacionales, delimitando así en forma precisa las funciones diferentes, aunque concordantes de estos dos organismos y evitando los posibles conflictos de atribución y competencia que siempre redundan en perjuicio de los verdaderos propósitos que esas organizaciones persiguen.

Nada obstaría y por el contrario produciría la cooperación indispensable, que los miembros del Comité Nacional Deportivo Argentino, a crearse o ya existente fueran Miembros del Comité Olímpico Argentino.

En base a ello, el 28 de Marzo de 1922 se reunió el Comité Olímpico Argentino con el Presidente y Secretario de la Confederación Argentina de Deportes Dn Rafael Cullen y Dn Luis Carlini. En esa reunión, entre otros puntos, se aprobó el Entendimiento del Comité con la Confederación atendiendo la carta recibida por el Dr. Viale y enviada por el Dr. Alvear y además se resolvió:

* Renuncia de la Mesa Directiva del Comité en vistas de que la Confederación no ha nombrado sus autoridades definitivas, esperando la incorporación de las Federaciones que conforman el Comité.

* Elección de la Autoridades definitivas de la Confederación en una Asamblea en la que tomarán parte las Federaciones Afiliadas a ambas corporaciones.

De esta manera se selló la disolución del Comité Olímpico Argentino.

El 29 de Marzo el Dr. César Viale le informa telegráficamente al Dr. Alvear conflicto deportivo solucionado patrióticamente y le envía además una nota transcribiendo y comentando lo resuelto. 

Y llegan los Juegos de la VIIIº Olimpíada Paris 1924.

Como no existía el Comité Olímpico Argentino, por decreto del Poder Ejecutivo del 31-12-23 se crea el Comité Olímpico Argentino designando como Presidente al Dr. Ricardo C. Aldao y Vocal al Gral. Carlos J. Martinez, señor Arturo Goyeneche, Dr. Benito Nazar Anchorena y Dr. Francisco J. Beazley, proveyendo los recursos financieros necesarios y confiriéndole autoridad exclusiva para organizar y dirigir nuestra representación en los Juegos de esa Olimpíada.

El decreto a que se hace referencia dispuso que las funciones del Comité Olímpico Argentino terminaría tan pronto como las Asociaciones deportivas regularicen su propio funcionamiento y constituyesen en forma adecuada y permanente la Confederación Nacional, que debería entonces tener a su cargo todo cuanto se relacionara con el deporte internacional.

Y, por fin, por decreto del 31 de Mayo de 1927 firmado por el Dr. Alvear y todos sus Ministros, se dispuso que como consecuencia de la nota en que el Comité Olímpico Argentino con fecha 30 de Noviembre de 1927, comunicaba que a su juicio, había llegado la oportunidad de poner término a sus funciones, según lo prevenido en el art. 9 del decreto de su creación, se dispone: Art 1º: Queda determinada la misión que por acuerdo del 31 de Diciembre de 1923, se encomendó al Comité Olímpico Argentino. Art 2º: Reconócese a la Confederación Argentina de Deportes como entidad para organizar y dirigir la representación argentina en los Juegos Olímpicos, auspiciados por el Comité Olímpico Internacional y demás torneos que hayan de celebrarse en el extranjero o en nuestro país con intervención de extranjeros. A ese efecto la Confederación Argentina de Deportes queda reconocida en el carácter de Comité Olímpico Argentino, y siguen varios artículos más. De esta manera nació la C.A.D.C.O.A. Confederación Argentina de Deportes-Comité Olímpico Argentino.

Como hemos visto, el 19 de Septiembre de 1921 se constituyó de hecho la Confederación Argentina de Deportes, considerándose desde entonces que esa fecha era la de su fundación.

Pero en el Congreso extraordinario de la Confederación Argentina de Deportes reunido el 19 de Enero de 1925, al solo objeto de aprobar los nuevos Estatutos, proyectado por el Consejo de Administración, se consignó como título en los mismos: Confederación Argentina de Deportes fundada 1° de Septiembre de 1921.

En la última página dice textualmente: el Congreso Extraordinario ratifica que la fundación de la CAD es el 1º de Septiembre del año 1921 y da a este acto el carácter de constitución de la misma.

No se da ninguna explicación a esa resolución y al Congreso asistieron representantes de los siguientes deportes: Atletismo, Tiro, Lawn Tenis, Balón, Natación, Box, Basquetball, Motociclismo, Ciclismo, y Football, designándose Presidente de la Confederación Argentina de Deportes al Dr. Marcelo Fitte.

Recibe las noticias en tu mail

Twitter

COMISIÓN BICAMERAL DE TRÁMITE LEGISLATIVO 22 08 171: https://t.co/6kXvjKtgli via @YouTube
Dircom Consultoria Logo